Colores para el otoño 2018 en decoración

13 Septiembre, 2018

A finales de cada año, Pantone desvela cuál será el color por excelencia del siguiente año. Sin embargo, al igual que ocurre en la moda, hay diferentes gamas de ese color que también marcan tendencia, al igual que otros que perduran de épocas anteriores. Hoy hacemos un repaso de aquellos que verás en todas las tiendas de decoración este otoño

 

No. No te has vuelto loca. ¡En todas las tiendas de decoración ves los mismos estilos y colores! Al menos, en esos que tú te fijas, porque tiendas de decoración hay muchas y tendencias y colores otros tantos, pero es cierto que las tendencias son las que mandan y el mundo de la decoración no es una excepción.

Esta es, precisamente, la razón por la que te parece que has visto el mismo mueble o parecido en diferentes establecimientos on y off line y también el motivo por el que la base decorativa de muchas casas es similar, pero cambia el toque personal que cada uno le da.

Y ese toque es, precisamente, el que en Vintahome nos gusta destacar. ¿Por qué? Porque nos gusta que nuestros clientes se sientan cómodos de verdad en sus casas. Ya sean temporales o para siempre, no hay nada como recibir visitas y que te digan que “es mu tú”. ¡Todo un halago!

Pero hoy vengo a hablarte de esos colores que son tendencia cada año y que van variando según las épocas, simplemente porque hay colores que son más propensos a unas épocas u otras del año y conviene adaptar nuestros espacios a ellos, especialmente al espacio exterior.

 

 

Colores otoño 2018 decoración

Uno de los colores que más asocia con el otoño es el terroso y éste, junto con todas sus variantes, es uno de los colores tendencia de la temporada. Un color que se utiliza, no tanto para pintar paredes completas o decorar espacios con el mismo, sino para dar un toque diferenciador a los espacios.

Por ejemplo, puedes pintar de color terroso una de las paredes del salón, poner un mueble grande con ese tono y que contraste con otros más neutros como el blanco o tonalidades mucho más claras, como el beige.

Este color es ideal para salones, cocinas y terrazas, especialmente en esta época del año y que se adapta perfectamente al invierno, incluso a la primavera, si le añades otros colores más alegres a este espacio exterior.

Una de las variantes de este color y que también es ideal para los espacios que acabo de mencionar, es el color vino, que viene marcando tendencia desde comienzos de año y que puede estar presente tanto en paredes como en objetos de decoración.

Otro de los colores tendencia este año 2018 es el azul cobalto; ese que asocia a la inmensidad del oscuro mar; al de los carteles de playa de los años 50. Un color que se utiliza mucho para decorar cuartos infantiles y juveniles, pero que también es ideal para aquellos cuartos de decoración vintage o clásica, con muebles blancos y de madera maciza.

Un color que, además, ayuda a relajarse y a concentrarse. De ahí que sea también perfecto para despachos, siempre y cuando el resto de la decoración o la filosofía de la empresa sean acordes.

El azul cobalto, además, queda estupendo en terrazas o balcones con cierto espacio para poner una mesa y disfrutar de un buen café por la mañana o una cena romántica en pareja. Eso sí, salvo que quieras que vaya perdiendo fuerza con el paso del tiempo, en interior te recomiendo que este color no esté muy cerca de las ventanas y, en exterior, que le des un repasito cada cierto tiempo, especialmente si es el color que has utilizado para las paredes interiores o exteriores de tu casa.

Y del azul nos vamos a los tonos grises y perlados Estos también han estado muy presente en la decoración del invierno anterior y no van a pasar de moda este otoño. Un tipo de gama de colores que lejos de ser tristes, aportan elegancia e, incluso, un toque muy agradable de color en aquellos hogares donde el blanco y el negro son protagonistas en lo que a muebles se refiere. Una tendencia que comenzó hace algunos años y que sigue muy presente en todos los hogares.

 

 

 

Lo mejor de estos colores es que resultan muy fáciles de combinar con otros y que tiene cabida en todo tipo de estilos; desde los más clásicos, pasando por los más modernos e incluso, aquellos donde el colorido vivo es protagonista, ya que ayuda a mitigar el efecto agresivo que pueden llegar a causar si se abusa en exceso de los mismos.

Por último, no podemos olvidarnos del color del año, el color Mint, que está resultando muy agradable en decoración, tanto de interiores como de exteriores, y para todo tipo de estancias, aunque tiende más a colocarse en exteriores, habitaciones y salones.

Se trata de un color que brinda alegría, aporta luminosidad y que es ideal para casas donde la decoración rústica, vintage o hippie se imponga, pero también para pequeños espacios de hogares más clásicos. Por ejemplo, el rincón de lectura de un salón clásico.

 

 

Entradas más recientes